A dónde acudir para recibir atenciónons

Decidir entre médico de atención primaria, atención de urgencia o servicio de urgencias


Su médico de atención primaria generalmente debe ser su primera opción cuando se sienta enfermo, pero no experimenta una afección grave o potencialmente mortal. Si el consultorio de su médico de atención primaria considera que su afección es grave, es posible que lo deriven a una clínica de atención de urgencia o al departamento de emergencias, según su afección. Debe discutir con el consultorio del médico qué hacer si necesita ayuda cuando el consultorio de su médico no está abierto; es posible que quieran que los llame primero o que considere ir a una clínica de atención de urgencia o al departamento de emergencias local para una evaluación. Es mejor tener esta conversación con anticipación.

Una clínica de atención de urgencia es generalmente una buena opción para lesiones y / o enfermedades que no ponen en peligro la vida. Las clínicas de atención de urgencia no sustituyen a su médico de atención primaria, pero son un gran recurso cuando necesita atención que no es de emergencia y no puede ir a ver a su médico de atención primaria. La mayoría de las clínicas de atención de urgencia cuentan con un médico, un asistente de médico o una enfermera especializada, y están equipadas para tratar una variedad de condiciones de salud que no son de emergencia. Por lo general, ofrecen horarios más amplios que un médico de atención primaria, tienen ubicaciones convenientes y ofrecen ahorros de costos y tiempos de espera más cortos en comparación con una visita al departamento de emergencias. Debe considerar una clínica de atención de urgencia si experimenta alguno de los siguientes:

  • Fiebre sin sarpullido
  • Vómitos o diarrea persistente
  • Dolor abdominal
  • Deshidratación
  • Síntomas moderados parecidos a los de la gripe
  • Esguinces y distensiones
  • Pequeños cortes que pueden requerir puntos
  • Fracturas menores de huesos

Los departamentos de emergencia están equipados para tratar incluso las afecciones más graves que amenazan la vida. Brindan servicio las 24 horas del día y siempre cuentan con un médico, enfermeras y otros profesionales de la salud que se especializan en atención de emergencia. Los departamentos de emergencia generalmente deben reservarse para verdaderas emergencias, incluidas las siguientes afecciones que pueden no ser tratadas por su médico de atención primaria o una clínica de atención de urgencia:

  • Dolor de pecho
  • Dificultad para respirar o falta de aire
  • Inicio repentino de debilidad / entumecimiento en un lado o dificultad para hablar
  • Desmayos u otro cambio repentino en el estado mental
  • Quemaduras graves
  • Lesión en la cabeza o en los ojos
  • Huesos rotos / desplazados evidentes o articulaciones dislocadas
  • Fiebre con sarpullido
  • convulsiones
  • Sangrado vaginal durante el embarazo

Si su afección amerita tratamiento en un departamento de emergencias, generalmente es mejor llamar al 911.